Aprender

Cuando eres adulta crees que sabes mucho de la vida. Tienes ideas que siempre has creído que son “verdades como puños”, inamovibles e irrevocablemente ciertas. Hasta que eres madre y te ves dándole la vuelta a la tortilla porque hay veces que las cosas no son como tú creías o te habían contado.

caseofLALearningIllustration700

Tengo que agradecerle a mi pichón lo mucho, mucho, muchísimo que me está haciendo aprender y entender que todo es relativo. Yo, que siempre he sido analítica y cuadriculada (y aún sigo siendo pero menos), estoy desaprendiendo con él que no todo es siempre como se espera o tú crees. La vida se va abriendo paso y ella misma elige el camino adecuado.

Lo principal es comprender que como niño que es, hay que dejarle fluir: respetar sus ritmos. No atosigarle ni emperrarse en que haga esto o aquello porque el hijo de no sé quien, que tiene la misma edad, hace más cosas, o está más ágil, o tiene otras habilidades. Casi desde que nació hemos sido atosigados, como padres, por no hacer que el pichón fuese más “adelantado”.

Si no toma más que teta, que por qué no toma cereales o papillas…

Si no empieza a andar ya, que le pongas de pie para que vaya andando…

Si no tiene dientes, mírale bien las encías y ponle no sé qué mejunje que seguro que le duele…

Si no hace caca desde hace tres días está mal, hay que estimularle…

Si no habla, que le mire un logopeda… (cuando el pediatra nos dijo que todo iba bien).

Si no le metes en una guardería no sabrá “socializar”… (yo tengo 38 tacos, fui escolarizada con 2 años y no sé socializar muy allá)

keep-calm-and-don-t-panic-jpg

Y bien… Tanta prisa había porque el niño comiera, anduviera, tuviese dientes, hiciera caca religiosamente a diario, hablara, jugara con niños… para qué? ¿Para qué esa prisa si ha llegado a todo eso por sí solo?

Al principio, como madre novata puede que te dejes intimidar un pelín, sobre todo si los comentarios vienen de tu entorno cercano. Piensas que algo sabrán por experiencia… Pero, ah!, amigxs, la experiencia de cada cual es única y a mí no me da la gana de que joroben la nuestra.

Dicho esto, espero que mi pichón me perdone por las veces que me he dejado arrastrar por consejos ajenos y le he hecho daño. Lo siento en el alma profundamente.

Deseo respetar sus tiempos y entender que no siempre las cosas llegan como te dicen o esperas.

Espero que la vida nos brote a ráfagas o en calma chicha y nos lleve a lugares bonitos, juntos y felices, a los tres.

Voy a seguir aprendiendo, por suerte, porque esto de ser madre es una lección casi diaria.

UandMe

Gracias, pichón mío. ❤

Anuncios

15 comentarios en “Aprender

  1. Qué bonito y qué cierto, Liela. Y es que es así, qué manera de atosigar y forzar a que forcemos. A mí me pasó como a ti, me dejé arrastrar por la corriente que quiere manipular y forzar situaciones o acontecimientos. Pero ahora ya no. Sigo siendo inexperta, pero tengo más seguridad en mí misma como madre, y más mala leche también 😉 ¡Besos y a seguir aprendiendo de nuestra maternidad!

    Me gusta

    • Yo creo que a (casi) todas nos debe pasar cuando eres primeriza. La gente atosiga con la mejor de las intenciones, es cierto, pero no se dan cuenta de lo mucho que agobian.
      Lo de la mala leche, también me pasa: ahora soy muuuucho más borde cuando me tocan la peineta.

      Un abrazo!

      Le gusta a 1 persona

  2. Me emocionaste! 🙂 Muy bonitas palabras y sentimientos! La verdad, me confieso, al principio hacía justo lo que dices al principio. Como Madre Novata estaba perdidísima, pero pronto aprendí a respetar los tiempos del Nano. El que más se puso de los nervios con el habla del Nano fue el Papi. Estaba todo preocupado porque no daba hablado, y de un día para otro empezó a hablar como una cotorra jajajaja Ahora no hay quien lo pare 😉
    Muchos besos enormes para ti y para tu pichón! 🙂

    Me gusta

    • Gracias 🙂
      De los nervios también me han ido poniendo a mí hasta que dije: ¡Ni una más!. Ahora que digan lo que quieran. Paso totalmente.
      Mi pichón también ha tardado en dar el paso para hablar, pero ahora es un lorito total.

      Besos!

      Le gusta a 1 persona

  3. Opiniones hay muchas pero las más importantes son la tuya y la de tu esposo…quienes mejor para saber que le conviene a tu pichón, como mamá nueva la presión es mucha, a mi también me pasó, y dejé de hacer cosas que creía buenas, en fin de todo se aprende…y ahora solo escucho y listo, si sirve o si no yo lo decido…

    Me gusta

    • Es lo mejor. Escuchar y decidir lo que TÚ (los papás) quieres hacer. Cuando eres primeriza, como no sabes -o te hacen creer que no sabes- te dejas llevar más.
      Si volviera a ser madre, que no es el caso, sería todo muuuuuy diferente.

      Un abrazo!

      Me gusta

  4. Pues claro si ya lo comentamos el otro día que al final todos llegan al mismo punto… Tarde o temprano, pero ellos deciden cuando. A mí me pone de los nervios que comparen, además que aEmmanuele ha crecido tan rápido que ahora Enzo quiero que se quede bebé lo máximo posible, que tarde en andar, en hablar y en todo lo que quiera, si tiene toda una vida para hacerlo, jajaja.
    Disfruta de tu familia y oídos sordos, solo tú sabes lo que es mejor para él y el tiempo se va ….. Volando! 😉

    Le gusta a 1 persona

    • Sí, crecen taaaan rápido. Me pasó que cuando empezaron a salirle los dientes, hubo un punto en que me dio hasta penita porque ya no tenía “boca de bebé” XD
      Lo mismo pasa con todo lo demás, que van creciendo a grandes pasos. Disfruta muuuucho de Enzo 😉

      Un beso!

      Me gusta

  5. Yo creo que esto forma parte de la maternidad, seas o no primeriza. Nos van a cuestionar siempre, como nos llevan cuestionando toda la vida: que si hablas mucho, que si hablas poco, que si haces ruido, que si no estudias, que si estudias demasiado, que porque no trabajas, que porque no dejas de trabajar y te centras solo en la carrera, que cómo te metes en un piso, que porqué tiras el dinero en el alquiler, que como te metes a ser madre con la crisis que está cayendo, sin trabajo, que como retrasas la maternidad que se te pasa el arroz….. Y así hasta que nos muramos. Lo que pasa es que la edad te hace ver las cosas con perspectiva y aprendes a callar bocas (y a empujar seÑoras contra el stand de las alcachofas xDDDD).

    Pichón tiene mucha suerte de contar con sus papis. Con los dos. Eso es lo más importante para el desarrollo de un niño.

    Un abrazo 🙂

    Le gusta a 1 persona

    • No, si meterse en todo, se van a meter de cualquier forma. Da igual que sea tu primer o tu tercer hijo… eso lo tengo claro. Pero el saber pasar de comentarios, en gran parte, te lo da la experiencia como madre. Lo que te digan una vez que ya tienes un hijo (que si llora por esto o lo otro, que si tienes que darle de comer aquello, que si no duerme bien…) te lo pasas por el arco del triunfo, hablando mal y pronto. Cuando nunca has sido madre con anterioridad, cualquier persona en general, te va a ir con el rollo -sin mala intención, claro- de que no sabes… En fin… Te pueden llegar a hacer dudar si no tienes información “de la buena” y mucha confianza en ti misma.

      En fin, de todo se aprende, hasta a empujar seÑoras jajaja

      Un beso!

      Me gusta

  6. Yo soy partidaria de respetar los ritmos y tiempos del niño, nunca fuerzo las cosas..no forcé el pañal, ni el dormir solo, ni el comer..paso, no merece la pena. Todas esas cosas como dices, las van a hacer igual todos, que más da cuando sea?
    Muy buena reflexión, lo primero es respetarlos como mini personitas que son.

    Le gusta a 1 persona

    • Estamos en la misma onda entonces, y me alegra. Claro que son personas, igual que nosotros, pero en versión mini 😉
      No sabes la cruz que tenemos encima con ciertos temas (ahora con la escolarización -de lo que ya hablaré- y con el pañal). Uffff…

      Abrazo!

      Me gusta

    • ¿De verdad le ayudó leerme? ¡Cuánto me alegro! Hay tantas cosas que no nos explican, o nos explican -sin mala intención- erróneamente… Lo normal es que siendo primeriza te guíes por los consejos de otras madres. Pero la maternidad es única para cada una y lo que a una le funcionó no tiene por qué funcionarte a ti.

      Muchas gracias por pasar por aquí y un saludo a tu hermana… Y enhorabuena por tu sobrina 🙂

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s