Desde antes

Desde antes de que llegaras, y vaya si tardaste, siempre imaginaba el momento en que aparecerías corriendo por el pasillo, con tu culo pañalero, con tus pasos acelerados y torpes. Ayer llegó ese día. Te despertaste de la siesta y, ni corto ni perezoso, te bajaste solo de la cama. Venías caminando a paso rápido por el pasillo en mi busca. Oí tus pasos descalzos y se me puso sonrisa de boba. Papá acababa de llegar del trabajo. Así empezó la tarde.

Pero hasta ese momento que tanto esperaba, han pasado muchas cosas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s